NITCH
Entrevistas

Nitch: entrevista presentando Inner Circles

Las tres nuevas canciones de NITCH, en formato EP

L'Alternativa - 23è Festival de Cinema Independent de Barcelona

El año que viene se cumplirán 10 años de la fundación de NITCH, trío que mantiene su mirada clavada en los 90’s y que llegará a la efeméride en su mejor momento gracias a Inner Circles, trabajo con el que han logrado plasmar al fin toda su fiereza de directo en formato físico. Varias referencias autoeditadas después, y con la colaboración inexcusable de sellos como Tigre, Boston o Mama Vynila la discografía de NITCH el trío ha sabido superar todos los obstáculos, separaciones geográficas incluidas, para vestir con honores su (casi) décimo aniversario sobre los escenarios, tiempo que les permite tener una mirada lúcida y sobria sobre el estado de las cosas.

Texto: RUBÉN IZQUIERDO | Fotografías cedidas por NITCH

En la nota promocional de Mama Vynila se recuerda que NITCH se formó como proyecto en 2007. A un año del décimo aniversario, ¿algún  balance interno?
BRUNO: Entré en la banda en 2013 pero conozco Helio y Víctor desde el 2007 cuando empezaron a ensayar en la sala que frecuentaba… la mítica caverna ROSER, en el Poble Sec de Barcelona… En aquel entonces Helio tenía solo 14 años y Víctor era un chaval muy introvertido, pero el sonido que tenían era muy maduro ya para su edad y la poca experiencia que tenían … o sea que el talento al natural ya se notaba bastante. Me entretuve en apadrinarlos un poco, ya que el sonido que sacaban me hacía viajar en el tiempo cuando yo mismo frecuentaba la escena noventera en Italia -sí, soy de la clase ’78…- (risas).

¿Qué pasó entonces?
BRUNO: Los seguí de tan cerca que cuando se separaron con Héctor, que tocaba entonces la batería, Helio me contactó para remplazarlo … Desde entonces los he visto desarrollarse delante de mis ojos como músicos, pero sobretodo como personas.

HELIO: La verdad es que impresiona un poco pensarlo: una década tocando no es cualquier cosa. Pero si nos paramos a pensarlo detenidamente creo que ha sido un proceso muy natural y por lo tanto muy positivo a nivel de crecimiento personal mutuo, paralelo al proceso de maduración musical del proyecto. Es inevitable, hemos crecido con ello.

VICTOR: Es que joder… !DIEZ AÑOS! Cuesta asimilarlo todo de golpe. Lo  que me sorprende es que hayamos durado tanto (risas). Sobre todo con las permanentes dificultades de todo tipo hemos tenido a lo largo del tiempo: cambio de batería, falta de dinero y tiempo constante, muerte del coche, más de una tentativa mía de dejarlo… Si hemos sobrevivido a esto es porque tenemos paciencia y aguante.  Y aunque no está siendo nada fácil este camino, no me arrepiento de nada de lo que hemos hecho.

Aún hay bandas con vibe noventeras. Que parezca que haya menos tiene más que ver con su poca exposición en el circuito que otra cosa

Sois una de las más bandas más representativas del sonido 90’s por estos lares. En la entrevista que os hicieron en la Vice vi que teniáis posiciones encontradas respecto a si hay muchas o pocas bandas practicando el género hoy en día. Personalmente considero que no hay muchas, aunque haya formaciones jóvenes prestas a hacer mantener el listón. Respecto a los primeros años de Nitch, ¿la situación es mejor o peor?
B: Creo que aún hay bandas con vibe noventera… . Puede que no se hagan notar porque no están incluidas en el circuito principal de Barcelona. Que parezca que no haya  tanta propuesta noventera creo que es más una sensación que nos deja la poca exposición que tienen las bandas de este estilo… Un buen ejemplo para mi sería Familea Miranda, que acaban de sacar un LP con Bcore. Se llama Radiopharm y tiene toda la onda post-hardcore de los 90s.

H: Cuando empezamos en 2007 no conocíamos a nadie y la mayoría de conciertos que hacíamos eran en centro cívicos y fiestas de barrio, lo cual no facilitaba que nos introdujéramos en cierta escena barcelonesa. Luego en 2009 llegó la fiebre del garaje y parecía que las únicas banda que merecían atención eran las que hacían un rollo Mujeres, que en aquellos entonces lo estaban petando bastante fuerte. A principios de 2010 nos empezamos a meter más de lleno en la escena de la mano de las Nits Indie.pendent (proto TiU), y ahí fue cuando empezamos a conocer a bandas como los difuntos 3 Mellizas (ahora Gabriel y Vencerás), The Lady Sounds (actualmente Nerobambola) o los míticos Der Ventilator. De todas formas lo que realmente cambió nuestra perspectiva fue el caldo de cultivo del Festival Hoteler. Cuando tocamos por primera vez allí en 2011 nos dimos cuenta de la magnitud de la escena y conocimos bandas afines como Zephyr Lake, Aliment, Ohios posteriormente y todas las bandas que han surgido de esa maravillosa conjunción.

A mi parecer actualmente hay más bandas haciendo cosas interesantes pero aún queda largo camino por recorrer, y está en manos de todos los implicados en el mundo de la música en fomentar la situación idonéa que permita la formación de nuevas bandas con propuestas musicales interesantes.

V: En aquel entonces, cuando empezamos, no me fijaba mucho en ninguna escena local. A parte de Nitch y de la poca gente con la que había tocado con anterioridad no conocía a nadie más que estuviese en otra banda o en la “movida”, cuando eso es lo que ayuda mucho a enterarse de cosas, más aún cuando internet no era lo que es ahora.

Cuesta montar giras o conciertos más o menos rentables, sobre todo con nuestros horarios laborales

NITCH

No sé hasta qué punto afecta a la hora de buscar bolos el hecho de que sea un género  con menos bandas que otros, como el pop o el garaje. A nivel de directo, ¿en qué momento estáis? ¿Y en qué momento está la ciudad?
B: Acaban de invitarnos a participar al BALA PERDUDA 2016… ¡a lo mejor algo está cambiando en nuestro favor! (risas). Por lo demás seguimos con el DIY promocional de siempre…

V: La verdad es que cuesta bastante montar conciertos/giras más o menos rentables, sobre todo con nuestros horarios laborales. Y aunque el hecho de cuadrar con el “mismo género” a veces es un hándicap, creo que a día de hoy nos gustan a todxs infinidad de estilos. Poder disfrutar de dos o tres grupos, o los que sean, en un mismo bolo debería ser más habitual. Por suerte cada vez hay menos “ortodoxos” por ahí

H: Obviamente no es tan fácil a la hora de vender el proyecto a promotores que quieran arriesgar con propuestas un poco más arriesgadas y menos comerciales, pero existe circuito para este tipo de música sin duda, solo hay que tocar las puertas adecuadas y contactar a la gente entusiasmada de verdad que se mueve por su gusto y no por valores de mercado. Por suerte ese circuito sigue vivo gracias al duro trabajo y dedicación de plataformas como El Rincón Pio Sound en Don Benito, el Liceo Mutante en Oviedo, La Faena II en Madrid, Ojalá Esté Mi Bici y la programación de Freedonia en Barcelona (heredera directa de Lupita del Raval), el colectivo del Canela Party en Málaga, etc.  Sobre la otra pregunta, creo que a nigel de directo estamos en muy buena forma, a pesar de no haber girado intensamente por el extranjero, sabemos perfectamente cómo presentar nuestra música con un directo sólido y contudente. Personalmente creo que Barcelona sigue batallando por tener una oferta musical en vivo que merezca la pena. A pesar de las trabas que la administración pueda ejercer, es necesario y vital que se mantenga viva la escena underground para garantizar una saludable y variada agenda de conciertos.

Habéis grabado con Javier Ortiz Fulton en los estudios de Madrid. ¿Qué aportó a vuestro sonido?
B: Javi aportó todo su conocimiento y experiencia para hacernos sentir confortable a la hora de grabar los temas en su estudio pro… Y su actitud relajada y confiada nos hizo sentir muy tranquilos a la hora de grabar los temas en presa directa… Grabamos los tres temas en un solo día, fue muy intenso, y la experiencia fue tan enriquecedora que nos encantaría repetir con ellos.

H: Javier completó el círculo incompleto de nuestro sonido, que se caracterizaba por destacar mucho en directo, aunque luego éramos incapaces de plasmar esa potencia en formato fonográfico. Aportó esa vuelta de tuerca necesaria para romper ese mito o maldición que nos perseguía y que significaba que si no nos habías visto en directo no sabías lo que realmente era Nitch. Hoy en día, sin conocernos de nada, escuchando Inner Circles puedes llegar a unos de nuestros conciertos y saber lo que te vas a encontrar y disfrutarlo a conciencia

¿Podéis contarnos el proceso previo con él antes de entrar a grabar?
B: Fue a distancia, vía mail. Le escribimos preguntándole por fechas disponibles en el estudio y enseguida nos ofreció una, así que la cogimos y para alli que nos fuimos aprovechando nuestra reunión navideňa.

Encarasteis la grabación de manera analógica. ¿Estamos ante un disco clave a la hora de definir vuestro sonido? ¿Lo consideráis un punto de inflexión en cuanto a trabajo se refiere?
B: Como te comentábamos, de todas las grabaciones creo que en este EP es en el que logramos acercarnos más a lo que somos

H: Totalmente de acuerdo. Todas las decisiones tomadas antes, durante y después de la grabación de este nuevo EP han sido decisivos para convertirlo en un disco crucial. Seguramente marcará claramente un punto de inflexión en nuestra discografía.

V: Más que clave a la hora de definir el sonido yo lo veo como una forma de transmitir por fin la fuerza del directo a través de una buena grabación. Creo que nuestro “sonido” aún está por evolucionar bastante más, o al menos esa es la intención.

Habéis editado con algunos de nuestros sellos favoritos. En 2012 con Boston Pizza, más tarde con Tigre, habéis probado la autoedición y lo nuevo aparece en formato coedición. Imagino que el hecho de haber podido trabajar con todos estos sellos os permite tener una idea más o menos formada de lo que se va cociendo por aquí. ¿Estamos mejor o peor que cuando empezasteis?
H: A nivel discográfico estamos mejor por supuesto. Es muy importante que existan sellos pequeños que editen música menos comercial y propuestas más arriesgadas para públicos más reducidos.

Siguiendo con eso.  EP que lanzáis ahora es un lanzamiento especial, en el que hay implicados varios colectivos como Tigre, Miranda, Ultra-Local o Mama Vynila. Todos los colectivos están muy apegados a la escena underground, algo que supongo que era importante para vosotros. ¿Cómo y cuando se opta por esa fórmula?
B: Atravesando un periodo un poco confuso de nuestro camino estábamos necesitando más que nunca el apoyo de todos los que creían en nuestro sonido, por suerte se juntaron todos nuestros queridos protectores (risas) … Tigre Disc / Mama Vinyla / Ultra Records / Miranda… si no fuera por todos ellos no creo hubiera sido posible sacar una edición física de este EP… Hemos tenido suerte de tener cerca gente tan involucrada… ¡Esto nos da mucha fuerza!

H: La verdad es que no fue algo muy premeditado. Sencillamente es lo más lógico y natural: sumar fuerzas con sellos que tienen las mismas dificultades, criterios y objetivos.

A partir de las dos preguntas anteriores, y con el feedback que tenéis de estos últimos años, ¿qué consejo se le puede dar a una banda que empiece ahora? ¿Es jodido intentar abrirse hueco en este momento?
B: Buf, que inviertan todo lo que puedan en formar su sonido. Y que lo hagan por el gusto de pasar juntos largas horas en salas de ensayo, sin ninguna recompensa externa. Y cuando tengan una sesión de 30/40min que se muestren confiados en presentarlo donde sea. Creo que la palabra adecuada es persistencia

H: Tal y como lo veo yo, por supuesto que es jodido abrirse hueco ahora. Hay mucha competitividad, ego y ambición ligada al mundo de la música. Nosotros hemos pasado muchos momentos críticos de frustración y abandono… Pero si un consejo se puede dar es que hay que seguir haciendo cosas, tocando, componiendo y grabando discos, y girando y siguiendo adelante con lo tuyo, si es que de verdad crees en ello. Si resulta una farsa, caerá por su propio peso tarde o temprano. Y que se mantengan siempre fieles a sus ideales e instintos. El éxito o la codicia… es todo mentira.

V: Yo recomendaría también ayuda siempre que se pueda. Y sobre todo que se pague por tocar, o al menos no hacerlo sabiendo que vas a tener muchas pérdidas; Tocar mola, pero tener dinero para volver a casa también. Y hagas lo que hagas -musicalmente hablando-, tómate las críticas buenas y malas como lo que son, críticas subjetivas; el mejor -y peor- crítico de tu banda tienes que ser tú.

El hecho de estar separados geográficamente hace que el proceso se convierta más lento

 

JC/29, vuestro primer largo, apareció en 2012 y lo presentasteis en el Primavera Club, antes de vuestros primeros cambios en la formación. Ahora volvéis a experimentar cambios con la entrada de Cigarro. ¿Qué tal fue el proceso compositivo del álbum? ¿Afectó a la grabación el hecho de estar separados geográficamente?
H: La composición del Inner Circles se completó antes de separarnos físicamente. Pero obviamente el hecho de estar lejos el uno del otro ha hecho que componer se convierta en un proceso más lento, meditado y solitario. Pero eso también influye de manera positiva a nivel compositivo… Los temas nuevos que ya pasarán a conformar el segundo disco serán propios de otra etapa y eso es muy importante a la hora de mantener viva la evolución de la banda.

Volviendo a los orígenes, como comentaba Bruno Helio tenía 14 años al empezar. Helio, ¿en qué ha cambiado tu visión sobre el hecho de grabar y sacar discos respecto al principio?
H: Ha cambiado todo en mi vida. Cuando empecé no tenía ni idea de cómo funcionaba nada. No sabía ni lo que era un promotor o la ecualización de mi ampli… Lo único que sabía era que quería hacer esa música que tanto me gustaba escuchar, así que todo lo que sé de bandas, sonido, negocio musical, escena, blablabla, se lo debo a este proyecto.

Vamos acabando. El disco cuenta con tres temas. En las notas se comentaba que es vuestro trabajo “de madurez”. ¿Qué podéis contarnos de la grabación? ¿Hubieron cambios intencionados en el sonido?
H: Sinceramente creo que ha sido lo que tenía que ser, es decir, la maduración que hay plasmada en este disco es la que verdaderamente ha habido tanto dentro como fuera del grupo.

V: Fue bastante natural, simplemente tocamos como en los ensayos y conciertos pero con mejores amplis y batería.

Entre las “grandes” referencias se suele citar a Sonic Youth a los primeros Nirvana. ¿Qué escucháis ahora mismo?
B: METZ / FAMILEA MIRANDA / DIE! DIE! DIE!

BADBADNOTGOOD / ENEMIES (el álbum “Embark, Embrace” es una perla)

H: Ahora mismo sigo con METZ a tope, tanto el primero como el segundo disco nunca me cansan. Girl Band también me flipan. Clásicos del tipo Unwound o Shipping News nunca faltan. Recientemente he descubirto CVLTS, una banda muy desconocida que hace una especie de ambiente instrumental. También tuve ocasión de ver en directo a Morning Smoke y Tusks de Brighton la última vez que estuve en Londres en diciembre del año pasado. Y el resto, electrónica del tipo Crypt Thing, Fatima Yamaha, Arca, Holy Other, y muchos más.

V: Temple of Baal, NYIÞ, Mgla y el último de Savages. Y siempre Deftones, claro.

Escucha su nuevo disco en Bandcamp:

Recomendado

Comenta
To Top