L'Alternativa - 23è Festival de Cinema Independent de Barcelona
Entrevista semana anterior

Los Punsetes: entrevista presentando LPIV

Los Punsetes

Los Punsetes acaban de estrenar su cuarto disco de estudio, LPIV, abriendo nueva etapa en Canadá Editorial. Antonna nos cuenta las novedades del grupo

– Hola, ¿Manu?
– ¿Hola?
– Soy Mar, de Shook Down.
– ¿Quién?
– Teníamos una entrevista concertada. ¿Eres Manu?
– Ah, coño. Sí. De Shook Down. Es que lo pronuncias demasiado bien.
– Gracias.

Tras dos años desde la publicación de su último disco, los madrileños amantes de Punset vuelven a la carga con nuevo trabajo, LPIV bajo nuevo sello, Canadá. En el primer adelanto, Me gusta que me pegues, la inconfundible voz de Ariadna nos pide que le reventemos las costillas… de un soplo, eso sí.

Los Punsetes han vuelto y lo han hecho a base de guitarras enérgicas, distorsiones y melodías pegadizas. Y para qué ponernos a hablar de sus letras irónicas, retorcidas y que siempre consiguen sacarnos unas risas. Son ellos de nuevo y nos encanta. Hablamos con Manu de lo nuevo de Punsetes, de irónicos himnos generacionales y de hostias. Pero no todo es violencia, también hay sitio para el romanticismo.

LPIV. El título ya es de por sí muy descriptivo. ¿Qué perseguíais en este disco? ¿En qué punto os encontráis ahora mismo como banda?
Pues estamos en un punto en el que ya no somos principiantes, obviamente. Lo que podemos hacer juntos, como grupo, y las intenciones está muy claro, así que hemos intentado refinar un poco la fórmula, para sacar lo mejor. La cremita, vamos.

Siempre se habla de vuestra capacidad para componer himnos generacionales. ¿Es algo intencionado? ¿Tenéis siempre claro cuando os encontráis ante un himno?
No, en absoluto. Joder, es que imaginate… Estás en tu casa y te dices “voy a componer un himno generacional”. Te saldría una mierda. Intentamos siempre hacer canciones que a nosotros nos transmitan cosas, que cuando las tocamos lo hagamos con sentimiento y nos emocionen, y que eso se transmita a la gente que nos escucha. Nos fiamos mucho los unos de los otros, de nuestro gusto musical: Lo de tener un grupo al final es que lo que sale a la luz tiene el sello de aprobación de todos los integrantes.

El proceso de consensuar letras y melodías, ¿es sencillo en el grupo?
Bueno, no es fácil. Siempre hay temas que a ti te pueden parecer bien y a los demás les parecen una mierda, pero tenemos un baremo y siempre intentamos mantenernos. Yo sé que si a mis compañeros no les gusta, no merece la pena cantarla, aunque me parezca un tema brutal.

No sabría decirte si creo que pesa más el nihilismo o la ironía pasivo-agresiva en vuestras letras.
(Risas) No sabría que decirte, puede ser. En realidad no resulta nada fácil definir el estilo de las letras, puede que el nihilismo o la ironía estén en ellas, pero también hay muchas otras cosas. Al final, todo lo que uno vea en las letras, es que debe estar ahí.

Los Punsetes

Los Punsetes, de estreno con Canadá

Acabáis de anunciar vuestro fichaje por Canadá, con quienes ya grabasteis el videoclip de Alférez Provisional, del último disco. ¿Cómo se cierra la propuesta?
Nosotros acabamos contrato, y estábamos valorando el cambiar de sello. con Canadà hay una afinidad muy grande, y hablando con ellos, nos hicieron una propuesta que nos conquistó. Hay mucho entusiasmo por su parte, y por la nuestra; y una comunidad de ideas, digamos, interesante y eso ha sido. Ellos se mostraron encantados y muy receptivos y pensamos que todo eso que compartimos con ellos puede dar fruto a una colaboración muy guay.

La relación viene de los dos clips previos que ya grabasteis con ellos?
Aparte de los videoclips, cierta amistad con Alba y Borja, que ya sabes que tocan en Extraperlo. Hay mucho en común, y ya eran amigos antes de trabajar con ellos.

Eso de trabajar con amigos es un arma de doble filo.
Eso mismo te iba a decir (risas). En este caso, ha habido unas conversaciones sobre el concepto que se tenía del grupo, sobre las posibilidades a la hora de enfocar el disco y tal. Con eso nos han convencido y nosotros a ellos, vamos, que en este caso confluyen las dos cosas: la amistad y la profesionalidad.

En las notas se habla de la vuelta a los orígenes y a la inmediatez de los primeros discos. ¿Estás de acuerdo?
Sí, es una cosa que hablando con Pablo, a la hora de producir el disco, habíamos hecho un disco con él más homogéneo, más oscuro, más basado en el desarrollo de concepto. Nos apetecía volver a hacer canciones centrándonos simplemente en las canciones individualmente. Algo mucho más inmediato y agresivo. Hemos trabajado mucho en esa línea y creo que se nota mucho en el resultado. Obviamente no es igual que en los primeros discos, porque hemos cabalgado bastante, pero sí nos apetecía recuperar esa frescura.

Me molaría decirte que el título es todo conceptual, pero sinceramente, no se nos ha ocurrido un puto título que nos haya gustado a todos

Tras Los Punsetes, LP2 y Una Montaña Es un Montaña volvéis a la numeración. ¿Qué tiene de diferente el anterior para variar eso?
Como te decía, el anterior fue un disco que hicimos con una intención de buscar más texturas, no centrándonos en hacer canciones reconocibles o tan inmediatas. Quizá buscando el escuchar un disco entero, de principio a fin. Y que tuviera un sonido más oscurete, otra sensación. Sin embargo creemos que ahora hay once canciones ahí, en tu cara. (Risas) Me molaría decirte que el título es todo conceptual, pero sinceramente, no se nos ha ocurrido un puto título que nos haya gustado a todos.

Recuperando lo que dices sobre escuchar un disco entero, crees que se ha perdido el romanticismo a la hora de escuchar un disco respetando el conjunto y la intención con el que fue grabado?
Totalmente, se ha perdido del todo. No quiero decir que ni para bien ni para mal, no quiero entrar en eso. Hoy en día oyes unas cuantas canciones y enseguida estás haciendo otra cosa. Yo tengo discos a las últimas canciones de los cuales no les he prestado atención hasta el año de tenerlos. Es muy difícil oír un disco por internet en el que puedes ir saltando de una cosa a otra, no es lo mismo que antes que para oír un disco tenías que sentarte en tu casa y ponerlo en el reproductor y darle al play, con lo que da la sensación de que le prestas más atención. Pero eh, no hablo sólo de la juventud, yo soy igual.

Habéis realizado una campaña promocional en Internet, y una de las cosas que ofrecíais era una hostia dedicada de cada uno de los integrantes de la banda. ¿Alguien la ha reclamado? Si es así, quién y cómo fue la experiencia?
La hostia tiene dueño, sí. Aún tenemos que dársela, por eso. (risas)

¿Podéis hacer un balance sobre la campaña en internet?
Pues nos lo estamos pasando muy bien, la verdad. Es algo que han propuesto desde Canadá, con ideas que ellos tenían, y la verdad es que está siendo muy divertido. No sabría decirte el público, pero lo que es nosotros estamos pasando un muy buen rato. El tumblr es fantástico.

Repetís edición con Pablo-Díaz Reixa. ¿Qué os aporta él en el proceso de grabación?
Pablo tiene muy claro desde el principio lo que quiere hacer y cómo lo quiere hacer. Realiza muchísimo trabajo previo y prepara la grabación con unos conceptos muy claros. Al final el resultado del disco se parece muchísimo a lo que te dice que va a ser.Vamos, él te lo explica a tí y así tú te adaptas a su método. Pablo ha llegado a mandarnos un archivo con las carencias de melodías que había en todo el álbum, una puta locura.

Tenéis una buena gira por delante. ¿Cómo veis el circuito de salas actual?
Lo cierto es que no solemos tocar demasiado, pero lo que puedo aportar aquí es que creo que hay sitios fuera de las grandes ciudades que tienen salas alucinantes.Hay sitios en pequeñas ciudades que te hacen pensar que ojalá hubiera algo igual en Madrid o Barcelona. ¡Lo que creo que falta es público! (risas)…  Pero bueno, yo lo entiendo: A veces juntar las pelas de una entrada y mover el culo hasta el concierto no es tan sencillo como parece. Aunque nosotros no nos podemos quejar, que siempre viene gente a vernos.

Me hablas de salas alucinantes en ciudades pequeñas. ¿Puedes darme algún ejemplo?
Pues veamos… me gusta mucho la Jimmy Jazz de Vitoria.

Se cumplen 10 años de Punsetes. ¿Tenéis pensado algo especial?
Pues ir a por los once (risas). A lo mejor hacemos algo, pero de momento no puedo decir nada.

La letra de Me gusta que me pegues no me parece irrespetuosa. Directa e intensa, sí, pero para nada ofensiva

Los Punsetes

Me gusta que me pegues, de Los Punsetes

¿Qué puedes contarnos de Me gusta que me pegues? ¿Crees que va a levantar polémica? (nota: la entrevista se realizó antes del estreno del vídeo)
La canción, creemos que es un buen single, muy potente. Respecto a la controversia que pueda causar, hay gente en ambos lados, yo personalmente creo que no va a levantar polémicas. La letra no me parece irrespetuosa. Directa e intensa, sí, pero para nada ofensiva. Puede suceder que alguien la pueda malinterpretar, pero eso podría haber pasado con muchas otras canciones y nunca ha pasado nada. Confío en que la gente la entienda.

Voy a terminar la entrevista con un par de preguntas estúpidas, si no te importa.
Si no te importa que las respuestas sean igual de estúpidas, adelante.

Perfecto. Cuanto más estúpido, mejor. Un clásico ya… Si pudieras elegir un superpoder, ¿cuál elegirías?
Ha! Vale. ¿Tu has jugado alguna vez a las consolas?

Claro.
Vale, pues cuando estás jugando y eres un pringado y llega uno y te mete de ostias, tu superpoder es volver a empezar otra vez, hasta que ya dominas y eres tu el que reparte los sopapos. Pues yo querría poder empezar las cosas 25 veces hasta que las hiciera bien.

Buena esa. Y ya termino con, ¿cuál es tu comida favorita y dónde la encuentras en Madrid?
El cocido, sin duda. Y esto me pone muy triste, porque había encontrado un sitio que servían un cocido de la ostia por 8 euros pero lo han cerrado. Casa Toralles, se llamaba.

Ostia. Lo siento en el alma

Y así se termina una entrevista telefónica con Los Punsetes.

Escucha el disco en Spotify:

  • ENTREVISTA: MAR PALLARÉS
  • FOTOGRAFÍA: FOTOGRAFÍA PROMOCIONAL CEDIDA POR CANADÁ EDITORIAL

Recomendado

Comenta
To Top