L'Alternativa - 23è Festival de Cinema Independent de Barcelona
Reseñas

La dulce reválida de Allo Darlin’

allodarlin

Allo Darlin tuvo un debut de lo más prometedor en 2010, cuando facturaron su primer LP, un trabajo de título homónimo que dio a conocer su indie pop libre de ataduras con las que el cuarteto responsable de Dreaming llevaba a cabo una sonada presentación. Ahora regresan con Europe (Slumberland Records, 2012), un necesario paso adelante con el que salen reforzados. Por RUBÉN IZQUIERDO

  • Segundo y celebrado disco para Allo Darlin’, lanzado con el vitamínico Capricornica como carta de presentación
  • Partiendo de una concepción eminentemente pop, Europe incluye Tallulah como una de sus canciones más destacadas, una emocionante, acústica y confesional balada de Ellizabeth Morris cantada con el ukelele como único acompañante…
  • … con el permiso de Capricornia, pilar de donde emerge el disco hasta convertirlo en una de las propuestas más agradecidas de lo que llevamos de temporada

No era nada fácil superar las notables expectativas que arrastraban desde la salida de Allo Darlin’, trabajo homónimo presentado en 2010, pero lo cierto es que los londinenses -en realidad dos de ellos son australianos, pero viven en la capital británica, donde tienen fijado su centro de operaciones- no han notado la presión y han logrado crear un disco completo, rotundo, que toma su nombre del tercer corte del disco. Un trabajo eminentemente pop, muy propio de la factoría Slumberland Records, editado por Europa eso sí por Fortuna-Pop!, en el que la solista Elizabeth Morris -aussie, como el bajista Bill Botting– elevan si acaso el listón de lo disfrutado con su álbum de debut.

En Allo Darlin’ la banda destacó por temas que aludían a la cultura pop en su concepción más pura, como The Polaroid song o Woody Allen, apuesta que ahora redoblan con Europe, álbum presentado con el single Capricornia, del que hemos dejado videoclip unas líneas más arriba. Es en temas como este donde el grupo  deja claro que todo lo escuchado hasta entonces formaba parte de su hoja de ruta, corregida y ampliada ahora por una Elizabeth Morris en estado de gracia, que brilla con luz propia en temas como el citado Capricornia, Europe -uno de sus temas más felizmente edulcorados- o Some people say, breve concesión que le hacen a su decidida apuesta pop en pos de unos ritmos más reposados donde Morris coquetea con el country para regalarnos la mejor balada del disco.

Claro que esos momentos más densos se presentan más como excepción que como norma. Es cierto que la melancolía emerge con Telluah, probablemente el mejor corte del disco, un autoregalo de cinco minutos, melodía confesional tejida con el ukelele de la propia Elizabeth como único acompañamiento que eleva a Europe a un nivel trascendental no hallado en su disco anterior y ayuda a elevar el tono del disco, pero Allo Darlin’ sigue siendo una banda que se siente cómoda en temas de corte animado y optimista como Wonderland o la ya comentada Capricornia.

El resultado es un disco que agradece varias escuchas, que arranca bien con Neil Armstrong y que tiene su pico emocional con Telluah, dejando a Still young su derroche musical más destacado, una pieza con retales de himno que brilla con fuerza y que, combinándose con todo lo escuchado previamente en el disco, hacen del regreso de los mitad aussie, mitad británicos una de las noticias más felices de la primavera musical.

Con la banda girando actualmente por Estados Unidos y sin fechas confirmadas para poder disfrutar del disco en estos lares, recuperamos para la ocasión el brillante Dreaming, uno de los cortes más destacados de su disco anterior.

Recomendado

Comenta
To Top