L'Alternativa - 23è Festival de Cinema Independent de Barcelona
Perfiles

Karen O: retrato de una artista (global)

yeahs_06-750669

Donde Viven Los Monstruos no se entendería sin Karen O. La presencia bucólica de su voz, la banda sonora que compuso para la excelente película de Spike Jonze, dio sentido al pequeño tour de force interpretativo de Max Records. Su personaje, inolvidable Max, se introdujo en un mundo de pura ensoñación de la mano musical de nuestra protagonista, cuyo tono onírico y ensoñador actuó como uno de los pilares en los que se vertebró una de las mejores películas hasta la fecha de Spike Jonze, y eso es decir mucho.  Por RUBÉN IZQUIERDO.

  • Yeah Yeah Yeahs podría romper este 2012 un silencio que se va ya a los tres años
  • En ese tiempo, Karen O ha llevado a cabo varias colaboraciones musicales
  • Las dos últimas, con David Lynch y Trent Raznor, ambas muy celebradas

La banda sonora del filme de Spike Jonze, creada por Carter Burwell en su vertiente instrumental y con un protagonismo primordial de Karen O en la banda sonora ajena al score puro y duro, es una de las colaboraciones que ambos creadores -pareja sentimental hace ya algunos años- han realizado de manera conjunta, tal y como veremos unas líneas más abajo. Para las canciones del filme, Karen O mantuvo en este proyecto a la práctica totalidad de su equipo de colaboradores habitual, añadiendo a un coro de niños (los kids de Karen O & The Kids, claro) que terminaron de dar forma a su enésimo proyecto musical. El resultado es un marisma emocional, a ratos lúdico -Heads up, a ratos bucólico – y ahí actúa All is love, aunque también nos valdría Worried shoes-.

El pequeño collage de imágenes sobre el film aglutinado en All Is love sirve como ejemplo ilustrativo. Max sueña, vive, sufre, llora, navega, naufraga y congenia con los monstruos imaginarios de Maurice Sendak bajo la batuta de de una O alejada momentáneamente de Yeah Yeah Yeahs para la composición de la banda sonora homónima del filme, presentada bajo la firma de Karen O & The Kids.

Años antes de la creación de dicho proyecto, mucho tiempo atrás de su reciente colaboración con David Lynch o de participar en la banda sonora de la primera entrega de la trilogía de Millenium, Karen Oh formó Yeah Yeah Yeahs con Nick Zinner y Brian Chase como miembros principales, reforzando el sonido de la banda en ocasiones especiales con la incorporación esporádica de David Pajo. La banda, que sigue en activo aunque no ha publicado material inédito desde 2009, cuenta con tres discos en el mercado y hace de su directo, todo ruido y furia, su principal carta de presentación.

O y Chase, Karen y Brian, se conocieron en sus tiempos universitarios en Ohio, cerrándose el círculo cuando ella se mudó a Nueva York para completar su formación académica, ciudad en la que conció a Zinner, con quien dio sus primeros pasos musicales al fundar Unitard, un grupo originariamente folk, reconducido después a la sonoridad más prototípica de Ohio, donde el avantpunk se había consolidado como movimiento musical dentro de la escena alternativa local.

Aquella primera propuesta entre ambos acabó derivando en Yeah Yeah Yeahs, proyecto que ha dado como resultado hasta la fecha tres discos ente 2003 y 2009, y que podría tener continuidad este mismo año si se atienden a las declaraciones que la propia Karen O realizó el pasado mes de diciembre, cuando confirmó que estaba preparando nuevo “material” para la banda casi tres años después de publicar su último disco con el grupo.

Imagen de archivo Karen O // Fotografía de Pamela Littky para NME

Tres veces Yeah
La vinculación entre Karen O y Spike Jonze, de la que hablábamos al principio, nace de hecho del primer disco de Yeah Yeah Yeahs, cuando el reputado cineasta dirigió el videoclip de Y Control, uno de los temas icónicos de un disco que acabaría por vender 750.000 copias y que vio como se editaba un DVD con la defensa de su directo poco después de su salida al mercado.

De allí a Show Your Bones, segundo trabajo de estudio, álbum con el que alcanzan la consagración definitiva, colocando al single Cheated hearts entre lo más granado del año y al disco en las principales listas de la crítica underground. Esos buenos resultados tendrían continuidad en el tercer disco de la banda, puede que su trabajo más complejo hasta la fecha, con un sonido mucho más trabajado a pesar de mantenerse fiel a las premisas básicas de sus trabajos anteriores.

It’s Blitz! se alejaba sustancialmente del post-punk previo, buscando nuevas vías de desarrollo y confiriéndole a lo synth un rol mucho mayor que en sus anteriores propuestas. El disco, que tuvo que hacer frente otros obstáculos a una filtración oficial meses antes de su salida programada, que terminó por precipitar su salida a la venta oficial, logró un enorme reconocimiento de la crítica y terminó de establecer al grupo como un icono referencial del que nos hemos mantenido huérfanos de noticias desde entonces.

Los tres años de silencio habidos desde entonces, ciertos desmanes sobre el escenario –en el concierto que ofrecieron en Australia para el Festival Livid acabó lesionada después de una aparatosa puesta en escena- y las múltiples colaboraciones que Karen O ha realizado desde entonces le han dado a la solista del grupo empaque de culto, con una productividad artística fuera de toda duda.

A la banda sonora compuesta para Spike Jonze hay que sumar, entre otras, su participación poniendo voces en los temas Gemini syringes, I can be a frog y Watching the planets del disco Embryonic, de The Flaming Lips, además de la reciente colaboración con Trent Reznor y Atticus Ross para Millenium y la que realizó en el último trimestre del curso pasado con David Lynch, una versión especialísima de Inmigrant song, tema de Led Zeppelín versionado ahora para el estreno del filme.


Trent Reznor feat Karen O, Inmigrant song 

Su presencia en el disco de David Lynch es quizá la noticia más destacada relativa a Karen O en los últimos meses. Suyas son las pocas notas vocales que se destilan en la última obra del creador de Twin Peaks, una colaboración que se reveló de largo como el mejor track de Crazy Clown Time  del disco: Pinky’s dream era todo Lynch, tamizado por otra personalidad de fuego como la de O, en el que la atmósfera made in Lynch se fundía literalmente con las aportaciones de la solista de Yeah Yeah Yeahs a lo largo de casi cuatro minutos de constante ensoñación.


David Lynch feat Karen O, Pinky’s dream 

Una ópera para O
Justo en un momento en el que las diferentes colaboraciones de O se han ido perfilando en el tiempo, la noticia del estreno de una ópera concebida en su propia imaginación agitó con fuerza el panorama musical el pasado verano. La ópera estuvo dirigida por Adam Rapp y se estrenó en St Ann’s Warehouse, formando parte de una serie de actos enmarcados dentro del The Creators Project celebrado en Brooklyn el pasado mes de octubre.

El proyecto, Stop The Virgins, fue definido por sus responsables como una pysco-ópera de la que apenas hay constancia en la red, más allá del breve fragmento que la propia Karen realizó en la emisora de radio WNYC.

La ópera contó con la participación del resto de integrantes de Yeah Yeah Yeahs y de la actriz Lily Taylor, entre otros, y el fragmento rescatado por la propia O es el que sigue a continuación.


Karen O, Duet 

Recomendado

2 Comments
To Top