L'Alternativa - 23è Festival de Cinema Independent de Barcelona
Entrevistas

Juliane Heinemann // “Con True Gods me apetecía explorar mi lado más alegre”

Julianne_01

El pasado 12 de Octubre, dos buenas amigas tocaban juntas en Barcelona y se daban el testigo simbólicamente en el Niu Art de Barcelona. Allí debutaba en formato acústico hace dos años Edith Crash, que se despedía de Barcelona por una temporada con el buen recuerdo dejado por De L’Autre Côté entre sus seguidores. Junto a ella, Julianne Heineman estrenaba disco y arrancaba gira. Hablamos con ella para conocer su nueva propuesta musical en profundidad. Una entrevista de RUBÉN IZQUIERDO

Tiene su lógica la entente entre Edith Crash y Julianne Heinemann. Las dos comparten una sólida base musical, y se distinguen por el completo acabado de sus producciones musicales. En el caso de Julianne Heinemman, la confirmación llega con su segundo trabajo de estudio, después del Aren’t You Glad To Be Here de influencias jazzísticas que presentó tiempo atrás. Con True Gods da un paso al frente, algo que deberá refrendar ahora por la gira que la llevará por varias ciudades de Catalunya como Igualada, Vic y Granollers antes de tocar en su Berlín natal.

El pasado 4 de Octubre presentabas disco en Madrid. ¿Cómo ha ido el proceso de creación de True Gods?
True Gods se creó a lo largo de dos años en Esparraguera. Primero grabamos en tres días las bases de las canciones (Oriol Roca a la batería y Marko Lohikari al bajo eléctrico) y después entre el Jordi Matas y yo todos los otros instrumentos,  pista por pista.  Jordi Matas, aparte de colaborar como músico llevó el papel de productor, técnico y también aportó muchas ideas musicales, aunque algunas veces cambiamos de sitio y me puse yo delante del ordenador y lo grabé a él tocando sus guitarras, teclados y también algunos coros… esos momentos para mi son inolvidables (risas)

Un proceso intenso…
La verdad es que ahora no sé ni como hemos podido hacerlo. Fue muchísimo trabajo, y tuvimos pocos días libres.  Tuve la suerte que todos los involucrados han tenido mucha paciencia y mucha fé en este trabajo. Me gustaría mencionar también el gran trabajo de Jordi Mora al mezclar el disco y el de Yves Roussel al masterizarlo.

Éste es tu segundo disco después de Aren’t You Glad To Be Here. ¿En qué ha evolucionado tu música desde entonces?
El anterior estaba mas influido por el concepto Jazz, grabamos todos juntos al mismo tiempo en un estudio, la mayoría de canciones llevan un solo de piano con featuring del pianista Albert Sanz. No es que mi música haya cambiado tanto, algunas canciones de True Gods, de hecho, ya existían antes de grabar el primer disco. Creo que, simplemente ha sido otro concepto de producción, mas cercano al rock/pop.  Seguramente tenia ganas de explorar mi lado mas alegre, mas extrovertido, y aprovechar distintos registros de mi voz.

¿Con qué canciones disfrutastes más?
Disfruté al hacer canciones con unos ritmos de batería continuos, algo hipnóticos,  tipo Sandrine o Let me dance.  Quería grabar un tipo de música que me apetecería escuchar conduciendo en coche, moviendo la cabeza un poquito con el groove

Naciste en Berlín y según cuentas en la bio de tu página web creciste durante los cambios del Muro. ¿Qué referentes cultuarles tenías en tu adolescencia?
Mi primera influencia fue  la música clásica. Mi madre me llevaba temprano a clases de guitarra y mis oídos se educaron con las melodías y harmonías más clásicas. Pero piensa que cuando se cayó el muro yo tenia solo 9 años… Escuchaba vinilos con cuentos infantiles, que tenían una bandas sonoras espectaculares, como Der Traumzauberbaum. A los artistas del ‘Este’ los descubrí mucho mas tarde.  Me hice fan, por ejemplo, de Manfred Krug y de Veronika Fischer.

Has colaborado para otros proyectos, también. ¿Tienes previsto colaborar con más gente una vez has lanzado tu segundo álbum?
A Delafé y las Flores Azules los apoyé en los directos en su gira Las Trompetas de la Muerte durante dos años.  Coincidía con las grabaciones para True Gods, !por eso tardamos tanto en terminar el disco!

Y también colaboraste con Steven Munar, del que dejamos una versión que hiciste para And if you want my records. ¿Cómo fue?
A la banda de Steven Munar entré después y sigo tocando con él, de momento ensayamos para la grabación de su nuevo disco.  En verano también me llamo David Brown (ex-saxofonista de Beck) para grabar los coros del nuevo disco de su banda, Brazzaville.

Con Edith Crash tocaste en Barcelona y Lleida. ¿Cómo surge la opción de este doble concierto?
Edith Crash y yo nos conocimos hace unos años a través de los bolos del Lady Folk Festival, y nos caíamos muy bien, pensábamos que sería una buena idea hacer conciertos juntas, algo que decidimos también por la combinación a nivel musical que se dio entre nosotras,  y la verdad es nos ha ido muy bien hacer estos dos conciertos juntas. Seguramente volveremos a colaborar en el futuro.

Grabaste el disco en Esparreguera y el grueso de tu carrera se ha desarrollado en Barcelona. ¿Qué vínculos artísticos conservas con tu Berlín natal?
En Berlín sigo teniendo algunos colegas de mi pasado en el conservatorio de música donde estudiaba Canto de Jazz, que es donde estudié, ya que en Barcelona solo hice un año de Erasmus. Pero la verdad es que llevo tantos años aquí en Barcelona que estoy un poco desconectada de Berlín y su escena musical. Ahora vuelvo a tocar un concierto allí de muchos años, después de muchos años (el 22 de noviembre en el Sankt Gaudy Café) y me hace mucha ilusión volver a encontrarme con amigos y colegas.

En el disco ha colaborado Jordi Matas, quien ha trabajado con Ferran Palau o la propia Edith Crash. ¿Cómo ha sido trabajar con él?
Bien! Nos conocemos hace mucho tiempo.. Todo empezó hace cinco años cuando se me acercó un día y me dijo que le gustaban mucho las maquetas que había subido a mi myspace, donde tenía temas como Do you see me, What a rainy day o While the drum keeps waltzing. Me comentó que si apetecía grabarlas en su estudio él estaría encantado de hacerlo.  Desde entonces hemos trabajado juntos. Él me ayudó mucho con los dos discos y me sigue ayudando como parte de la banda, y en dudas guitarristas que voy teniendo.. Es una colaboración muy importante para mi.

Heinemann, en el Niu Art el pasado día 12 // R. Izquierdo

Precisamente, en el concierto del Niu fuiste en solitario mientras que en Helio tocarás con banda. ¿Quién más te acompañará?
Además de con Jordi, estaré acompañada por Miguel Serna (bajo) y Oriol Roca (batería).  Contamos también con un invitado especial: Pablo Schvarzman (artefactos sonoros, electrónica).

El año pasado ya tocaste en el Ladyfolk. Cinco años después de llegar a Bcn, ¿cómo ves la escena local y como crees que evolucionará con los problemas que se están presentando ya por la subida del IVA?
Siempre me ha resultado difícil opinar sobre temas tan extensos. Si te puedo decir que, para mi personalmente, vivir de la música nunca ha sido fácil. Es posible que hace años hubiese más ayuda cultural, mas subvenciones. En mi casó, para la Gira Ressons en 2009 tuve una subvención que ya no existe… Por otro lado, algunos premios o ayudas tampoco llegan a las bandas que mas los necesitarían. Hay un poder del ‘marketing’ muy potente y el problema es que al fondo hay muy poca gente con un interés de verdad, en la música y en general se suele tomar el camino mas fácil.

¿Y cómo lo enfocas tú a título personal?
Por mi parte trato se ser coherente con lo que hago.  Aparte de hacer música también doy clases de canto e intento abrir los oídos a mis alumnos (adolescentes) a una música que vaya más allá de la de la MTV, ‘mainstream’ de poca esencia…. Canciones con melodías buenas, es decir los Beatles o Standards de Jazz.

Para acabar, déjame que te pregunte por Long to see the run. Personalmente creo que es el tema más rompedor del álbum.
Es posible que sea la canción mas experimental del disco. Tiene una parte final larga casi psicodélica…La canción surgió así porque no es una canción de pop habitual con sus versos y estribillos.

¿En qué se diferencia?
Tiene tres fases. Las dos primeras tienen la misma melodía (Slowly yet so fas a day goes by, slowly yet so fas I libe and die), mientras que la tercera tiene otra a modo de respuesta: Long to see the sun rising up high. Y todo lo que viene después son variaciones e improvisaciones sobre este tema corto.

Juliane Heinemann toca el próximo 25 de Octubre en el Heliogàbal de Barcelona. Más información en su página web.

Póster promocional del concierto en Heliogàbal // J. Heinemann

Recomendado

Comenta
To Top