L'Alternativa - 23è Festival de Cinema Independent de Barcelona
Entrevistas

Holy Bouncer: entrevista presentando Hippie girl lover

Holly Bouncer

Holy Bouncer están de vuelta, casi dos años después de la aparición de su EP de debut Ladies & Gentlemen. En aquel trabajo de tres canciones empezaron a sentar las bases de su sonido, al que acabarán de darle forma en su disco de debut, con fecha de salida prevista el próximo mes de septiembre. Sellada su vuelta con Anticipation, Holy Bouncer volvían al primer plano hace unos días con la salida de Hippie girl lover, segundo adelanto del disco y la excusa perfecta para hablar con ellos sobre la senda recorrida hasta la fecha.

Hippie Girl Lover fue la primera canción que compusimos para el álbum”, apuntan contextualizando su salida. Con él “pretendíamos recuperar esa atmósfera Hippie Rock de los 60’s y 70’s, pero sin perder nuestra realidad, la música que nos rodea en la actualidad”. Volviendo a las intenciones originales planteadas con la canción, de ella nos cuentan que se planteó casi como una oda a Janis Joplin, tratando de “un individuo que se inspiraba y amaba esa mujer, ese icono de la época de los 60’s y del moviemto Hippie”. Tomado ese punto de partida, la canción avanzó su propio camino. “Nos dimos cuenta que precisamente por esa razón, por el querer explicar el amor que el individuo sentia respecto esa época, y al concepto Hippie no podíamos hablar tan solo de Janis y decidimos hacer una canción en la que un individuo ama, recuerda e idolatra esa época, des de las mujeres que representaban ese movimiento hasta, los rituales y los valores que se transmitían en las canciones, que han acompañado y siguen acompañado las vidas de muchísima gente, y por supuesto, las nuestras”.

Planteado como segundo single, el tono del disco no seguirá necesariamente al pie de la letra lo planteado en el álbum. “No decimos que será la antítesis del álbum, pero la verdad es que cada canción dentro del álbum transmite unas sensaciones y te hace viajar por mundos distintos. Hay canciones que que suenan más a Hippie Girl Lover y otras que suenan más a Anticipation, pero también hay otras que difieren totalmente de estas dos y que aportan texturas y experiencias diferentes. La mejor manera para que lo sepáis es esperando un poco mas y escuchando el álbum vosotros mismos cuando lo saquemos”, conceden entre risas.

Lo que queda claro es que ha habido una evolución interna dentro de la banda desde la aparición de su primer EP, una progesión marcada por la experiencia acumulada desde entonces. “El primer EP lo grabamos sin conocimiento de cómo era grabar una canción, sin saber mucho sobre el estudio, ni del material, así que no nos preguntamos quien éramos y que queríamos transmitir sino que simplemente tocamos sin ir más allá. Esta vez con el álbum teníamos mucho más claras la ideas y el como queríamos ejecutarlas”, una asunción que les deja a las puertas de la gira que arrancan mañana con los deberes hechos.

HB_Cartell_Gira_RGB_Pantalla_JPGPrecisamente el directo es uno de los puntos fuertes del disco, algo que ellos mismos nos amplían. “Si bien el disco nos gusta plantear la grabación de un disco como un viaje sonoro y una experiencia auditiva perfecta, que te envuelva y te haga pensar, viajar y conocer, creemos que con un directo la cosa es diferente, y con eso no nos referimos a perder el detallismo musical que hay en un álbum”. Sobre ese punto, amplían su opinión apuntando que lo que les gusta del directo es “la necesidad de transmitir, de conectar al publico, ya no solo auditivamente, sino que también visualmente. De manera que nuestra “performance” sea un vehículo para que ellos entren y sientan la música como nosotros. No se trata de aullar, saltar o bailar simplemente, hay que sentirlo”, algo de hecho exportable a la línea gráfica que toman para completar su obra, desde el cartel de la gira a la portada de su nuevo single. “Todo es igual de importante, forma parte de un conjunto artístico, de una obra que cobra sentido gracias a su contenido, pero también gracias a su presentación. Por lo tanto a la hora de que nuestro diseñador (Sergi Cuyàs) se ponga en marcha para hacer un cartel o una portada, primero pensamos que queremos contar”. Hablando del caso específico de Hippie Girl Lover, por ejemplo, el punto de partida fue “fotografiar los ojos de cada miembro de la banda, para más tarde crear una textura de color que seria la de la portada. Lo hicimos así porque lo que queríamos explicar en realidad era como los 5 ojos representan las cinco visiones de la banda, que unidas forman Holy Bouncer. Además al tratarse de la primera canción que hicimos para el álbum también actuó como la que nos guió el camino, la que nos abrió los ojos”, concluyen.

Escucha lo nuevo de Holly Bouncer en Bandcamp:

Recomendado

Comenta
To Top