L'Alternativa - 23è Festival de Cinema Independent de Barcelona
Entrevista de la semana

BeatLove: un repaso a su trayectoria discográfica [ENTREVISTA]

BeatLove

Repasamos su trayectoria a propósito de Wins

No decimos nada nuevo si afirmamos que no somos los más duchos en la nueva ornada de electrónica estatal aunque ahí estaban nuestros amigos de Valle Eléctrico el año pasado para presentar Synthzine, un bonito proyecto que presentaba algunos de los nuevos nombres a seguir, compilando música y diseño gráfico a partes iguales.

De entre todas aquellas propuestas nos enganchó bastante BeatLove, proyecto integrado por Myriam Fernández y Benjamin Jiménez, dúo que ha llevado a cabo una incesante actividad desde 2010, presentando desde entonces varios singles y EP’s. De esa actividad más o menos intensa llegaría después Interference, un primer disco de larga duración al que dan ahora continuidad con Wins. Su nuevo EP llega de la mano de Sofa Tunes y aporta cuatro temas inéditos además de dos remezclas, firmadas por Reykjavik606 y Fernando Lagreca. Del proceso creativo que les ha llevado hasta aquí hablamos con ellos hace unas semanas, por lo que os dejamos con nuestra entrevista con ellos.

  • Entrevista: R. IZQUIERDO
  • Fotografias: BEATLOVE

Empecemos por el principio, ¿qué orígenes tiene la formación?
Nos formamos más bien de manera inesperada. Los dos veníamos de hacer música en diferentes proyectos antes de empezar en Beatlove, aunque cuando empezamos teníamos muy pocos recursos. Poco a poco fuimos consolidando lo que queríamos hacer juntos y empezamos a experimentar. Y de ahí salió el sonido que buscábamos.

¿Qué relación personal tenéis con la música electrónica? ¿Recordáis cuáles fueron los primeros grupos que escuchasteis? ¿Y vuestro primer festival como público?
Myriam: Los primeros grupos que llegaron a mis oídos de electrónica fueron los “típicos” clásicos de disco que nuestros padres bailaban en sus tiempos. Ya después, en mi casa, se ha creado y escuchado muchísimo flamenco, así que yo tenía que indagar para buscar y encontrar otros géneros. De todas formas debo decir que como cantante empecé haciendo colaboraciones R&B. En cuanto al primer festival como público fue en uno de nuestra ciudad, el Territorios Sevilla.
Benjamin: En mi caso fue gracias a mi hermano. Empecé a escuchar grupos como Massive Attack, Autechre, Portishead y Joy Division entre otros, aunque de más pequeño me decantaba por el hip hop. En la música negra me fijé para empezar a recrear lo que escuchaba. En el primer festival que estuve fue en el Hipnotik, gracias a un concurso logré tocar allí y además asistir como público.

BeatLove

Aunque nos seguimos reconociendo en nuestras primeras grabaciones en ocasiones nos quejamos del sonido que tienen

Vuestro primer trabajo fue Two y estaba integrado por dos temas. ¿En qué habéis evolucionado más durante estos últimos cinco años? ¿Os reconocéis en aquellas primeras grabaciones?
Nos gusta escuchar nuestros inicios para apreciar nuestra evolución, lo vemos como algo importante. Después de Two, que lo sacamos como presentación de lo que iba a ser este proyecto como BeatLove, creemos que hemos evolucionado en el sonido, sobre todo en directo. Nos reconocemos en las primeras grabaciones pero sí, a veces, nos quejamos un poco del sonido que tienen (risas).

Dancing Flowers fue la segunda. Cuatro temas que en cierto modo empezaron a perfilar vuestro sonido. ¿Cómo recordáis el proceso de grabación de aquel trabajo?
De este trabajo, como el de casi todos, recordamos que todo gestionado por nosotros. Desde grabarlo en casa hasta el diseño, pasando por los vídeos y demás. Fue algo muy autogestionado.

¿Difiere mucho desde entonces vuestra manera de trabajar? ¿Cuál es vuestro proceso creativo?
Sí, hemos cambiado la forma de creación. Ahora trabajamos mucho más en común, sobre todo para el set de directo. Antes era todo más por software, y ahora alternamos más, aunque nos centramos sobre todo en el hardware.

En vuestros primeros años estuvisteis muy activos y en 2011 firmáis vuestro tercer EP. ¿Fue la primera vez que sentisteis que vuestra música alcanzaba una repercusión mayor?
Siempre nos hemos sentido apoyados, aunque siempre hace falta más para tener repercusión. Si lo pensamos es probable que tengas razón y que sea el trabajo con el que nos acogieron más medios.

Aquel trabajo os abrió las puertas a Silent FLow, ¿no?.
Recordamos sobre todo trabajar con muchísima ilusión. Lo sacamos de manera totalmente gratuita, como todos nuestros primeros trabajos en realidad. Al poco nos contactó la netlabel SilentFlow, y nos comunicaron que querían sacar el proyecto. No pudimos negarnos, claro.

De los EP’s presentados Oscillations fue el que alcanzó una mayor difusión, y en cierto modo también os volcasteis más, realizando dos videoclips. ¿Es el EP que mejor os define?
Bueno, con cada trabajo nos definimos porque cada uno es una época con la que hemos sentido algo distinto e inspirados para hacerlo.

De allí pasáis a Amoeba Label, sello con el que firmáis Interference, firmando el videoclip Time. ¿Qué balance hacéis de este primer tramo de vuestra carrera?
Muy bueno. Los chicos de Amoeba Label son amigos nuestros y además son de nuestra misma ciudad. Para nosotros supuso un gran apoyo y un gran logro, así que la satisfacción fue doble.

En el directo apostamos por lo analógico: te permite tener un montón de señales y mezclarlas, que es algo que te da mucho juego


Apostáis por el formato analógico. En una entrevista leí que os habíais propuesto tocar sólo con máquinas. ¿Pros y contras de aquel planteamiento, teniendo en cuenta que al final alternáis analógico y digital?
Para nosotros es más divertido así. En el directo te permite tener un montón de señales y mezclarlas, que es algo que te da mucho juego.  A la hora de componer es cuando alternamos lo analógico con lo digital. En cuanto a contras lo cierto es que lo único malo que le vemos es la voluminosidad del equipo para transportarlo.

Desde que estáis con esta alternanza, ¿en qué creéis que habéis ganado con el cambio y en qué habéis perdido, si es que habéis perdido algo?
No hemos cambiado nada de nuestro directo, ya que siempre hemos apostado por hardware. Donde sí hemos ganado es en el set, ya que es mucho más amplio que en nuestros inicios.

¿Cómo veis la electrónica estatal? ¿En qué puntos creéis que hay más margen de mejora?
Bien. Todo es mejorable pero nuestro punto de vista es que está mejorando a paso gigantescos. Hablamos de las zonas que conocemos mejor, como nuestra comunidad, donde cada vez hay más personas que apuestan por este género.

Colectivos como Valle Eléctrico apuestan dentro de sus posibilidades por nuevos nombres. ¿Seguís el estado de la electrónica en otros país a nivel emergente? ¿Tenéis algún modelo a seguir?
Sí, aunque muchas veces hemos llegado a conocer proyectos emergentes que creíamos que eran de otros países y nuestra sorpresa fue que algunos eran de aquí, como nos pasó con Psycho Future. Respecto a colectivos nacionales, Valle Eléctrico nos invitó a participar en su proyecto ‘Synthzine’, el cual nos llevó hasta Razzmatazz en su fiesta de presentación. Para nosotros fue toda una experiencia, de la que estamos enormemente agradecidos. Mencionaríamos también colectivos como Compass, Syhda o Plátano Sónico, entre otros.

Habladme del nuevo disco. ¿Supone un salto a nivel de sonido?
Empezamos con este proyecto a mediados de verano del año pasado. Como en otras ocasiones lo hemos ido tocando en directo, buscando pulir un poco más cada tema. Con el disco rodado lo grabamos y se lo enviamos a varios labels, y en esta ocasión el sello que se interesó por la propuesta fue Sofa Tunes. Al final hemos incluido remixes de artistas que admiramos, como son Fernando Lagrega y  Reykjavik606. Ha sido un trabajo bonito y bien realizado a nuestro parecer.

¿Qué objetivos a medio plazo os habéis puesto para 2015?
De momento cambiar nuestra residencia por motivos laborales y seguir trabajando en nuestro proyecto. Y sobre todo que guste y vaya bien lo nuevo que saquemos.

  • Y por último, ¿podéis hacernos una playlist con algunos de vuestros grupos favoritos?
  • Selección de Myriam: Andy Stott, Björk, The Knife/Fever Ray, Xosar, Emika,  Portishead, Gazelle Twin, Dorit Chrysler, Leila Arab, Paula Temple, Laurel Halo, Ishome, Soap & Skin, Tara Busch, etc…  Me quedarían muchísimos por citar pero quería destacar a algunas artistas femeninas entre otros (risas)
  • Selección de Benjamin: Aphex Twin, LFO, Boards of Canada, Mouse on Mars, Beck, Dark Sky, Burial, Autechre, Reykjavik606, Moderat, Doriant Concept, SBTRKT, Squarepusher…

Recomendado

Comenta
To Top